Inicio > Música > Los diez mejores discos de música heavy

Los diez mejores discos de música heavy

Tenía ganas de hablar de música. Aunque últimamente la tengo abandonada, reconozco que he dedicado muchas horas de mi vida a escucharla. Música heavy, sobre todo. Por eso, hoy hago un listado con los diez mejores discos que he escuchado. Sé que es algo totalmente subjetivo y que tendréis opiniones diferentes. Os animo, pues, a que compartáis vuestros propios listados. Os dejo el mío:

Kai Hansen en un concierto.

10 – Ecliptica (Sonata Arctica): el primer disco del grupo finés fue un éxito absoluto. Recordaban a Stratovarius, pero eran diferentes. Imprimían un ritmo vertiginoso y trepidante a sus canciones, y Tony Kakko cantaba como los ángeles. Era una banda prometedora. Con el tiempo, se convirtieron en uno de los grupos referencia en el panorama del power-metal.

9 – Jaiotze basatia (Su Ta Gar): disco debut de los eibarreses. Podía haber incluido casi cualquiera de su discografía, pero selecciono éste porque, aparte de ser un discazo con temas legendarios, tiene el carisma de ser el primero. Cuenta con canciones míticas como Mari, Jo ta ke o Jaoitze basatia. Un grupo que, de no haber cantado en euskera, habría llegado mucho más lejos.

8 – Oceanborn (Nightwish): es una lástima que cambiaran de cantante, porque los finlandeses eran uno de mis grupos favoritos. Tarja Turunen le otorgaba a la banda una voz, un sello de identidad que los hacía diferentes. En este disco, el segundo de la banda, escuchamos grandes temas como Sleeping sun y Passion and the opera.

7 – Horror show (Iced Earth): y qué decir de este pedazo de disco. He de admitir que para mí fue una sorpresa. Había escuchado al grupo de John Schaffer, sí, pero no demasiado. Sin embargo, Horror Show me enganchó por completo. Un disco potente, hecho con rabia y sutileza, todo a la vez. Temas como Damien o Dracula (espectacular) se ganaron un hueco entre mis canciones predilectas.

6 – Seventh son of a seventh son (Iron Maiden): éstos no podían faltar, sería un sacrilegio. Y lo cierto es que podía haber escogido muchos de sus trabajos. Me decanto por éste porque para mí es el mejor. Ya sé que podía haber optado por Fear of the dark o The number of the beast, pero es que este disco cuenta con temas como The evil that men do (tremenda), Seventh son of a seventh son o The clairvoyant. Y ante eso no puedo sino rendirme. Discazo.

5- Imaginations from the other side (Blind Guardian): otro disco imprescindible en la historia del heavy metal. Todas sus canciones son una pasada: Imaginations frome the other side, A past and future secret, Bright eyes… La banda tiene otros discos legendarios como Somewhere far beyond o Nightfall in middle-earth, pero había que elegir… ¡Si no lo habéis escuchado, corred a hacerlo ya, insensatos!

Guitarra eléctrica.

4 – Visions (Stratovarius): uno de los discos que más me marcó. Antes de escucharlo tenía una concepción más ‘ruidosa’ del heavy. Me explico: aunque me gustaba, no lo entendía como algo tan melódico. Los fineses cambiaron mi manera de entender esto. Pero es que, además, Visions era un auténtico discazo, desde el principio hasta el final. Black diamond, Forever free, Coming home, The kiss of Judas, Before the winter… Todos. La banda de los ‘Timos‘ (sus líderes se llaman así :D) se merece un hueco en cualquier listado de grupos de power- metal.

3 – Kontzientzia ala infernua (Latzen): quizás sea el disco de este listado que más veces he escuchado. La banda de Oñati debutó con un discazo que pasó a la historia de la música vasca. Su canción más famosa fue Laztana, pero, aunque era un grandísimo tema, Latzen era mucho más que eso. Sólo sacaron dos discos, y ésa es una espina que todos sus seguidores tendremos siempre clavada. En cualquier caso, dos discos que todo amante del heavy debería escuchar.

2 – Keeper of the seven keys part II (Helloween): palabras mayores. Mencionar los ‘Keeper’ de Helloween es hablar de la época dorada de la banda, pero no sólo eso. Estamos hablando de un grupo que, dentro del heavy, desarrolló un estilo propio que después tantas bandas imitaron. Me refiero al power-metal, o metal alemán, como algunos lo llamaron. Aunque no fueron exactamente los primeros en realizar temas de este género, nadie puede negar que fueron un precursor muy importante. Las guitarras de Hansen y Weikath, y el chorro de voz del mítico Michael Kiske, dejaron una huella indeleble que supuso un antes y un después.

1 – Land of the free (Gamma Ray): si alguien me preguntase qué es el power-metal, le pondría este disco. Cierto que fue una pena que Helloween se separara. Sin embargo, si eso no hubiera sucedido, no habríamos podido disfrutar de una obra de arte como este discazo. Kai Hansen, miembro fundador de Helloween, decidió montárselo por su cuenta y creó otra banda que hoy es legendaria: Gamma Ray. Todas las canciones de este disco son espectaculares, pero me quedo, sobre todo, con Rebellion in dreamland, Man on a mission, Land of the free y Abyss of the void. Mi disco favorito. El mejor.

Categorías:Música Etiquetas: , ,
  1. BorjO
    marzo 24, 2012 a las 0:32

    Madre mía, sabes que lo comparto jajajaj eso si, yo me decantaría por el fear of the dark jajaja

  1. julio 28, 2014 a las 11:35

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: